Poco a poco las condiciones de financiación para compra de vivienda van mejorando. Los diferenciales de las hipotecas caen y las entidades parecen haber entrado en una nueva guerra hipotecaria.

Si contrataste tu hipoteca hace años es posible que tenga alguna cláusula de interés o interés mínimo. A lo mejor te interesa cambiarla pero se te hace un mundo el trámite.

En este post te decimos cómo puedes hacerlo.

cambiar-hipoteca-de-bancoSi quieres hacer un cambio de hipoteca, lo primero que tienes que saber es que, en la subrogación sólo puedes cambiar de tipo de interés y el plazo, o una combinación de ambas. Si se cambian más cosas ya no estaríamos hablando de subrogación, sino de novación o de cancelación y nueva formalización algo considerablemente más caro. Así que olvídate de ampliar capital.

Puede que los primeros años de tu hipoteca fueran sin comisiones y ahora tu banco te esté cobrando a pesar de tener la nómina domiciliada y un montón de seguros que te ofrecieron en su día.

El problema es que cambiar de entidad no resulta fácil ni barato... tienes que haber abonado al menos dos o tres años de hipoteca, por supuesto estar al corriente de todos los pagos y en muchos bancos es necesario que la hipoteca sea para vivienda habitual.

firmahipoteca

 Al querer cambiarte, si preguntas en otra entidad, puede que ellos te gestionen el cambio, ahorrándote un montón de tiempo con los trámites.

El coste del cambio de hipoteca

Hasta hace pocos años podíamos encontrar entidades que se hacían cargo de los gastos del cambio de banco, pero ahora es el cliente quién debe correr con todos los gastos que, son aproximadamente el 1% del capital pendiente, esto es, 1.000 euros por cada 100.000 de deuda.

Si consigues cambiar la hipoteca de banco, ten en cuenta que tendrás que volver a tasar y al formalizar la subrogación en el notario, tendrás que pagar los correspondientes honorarios de Notario, Registro de la Propiedad y gestoría entre otras cosas.

En definitiva, la operación nos puede salir por 400-500 euros en el mejor de los casos o 1.500 en el peor de ellos.

El ahorro mensual debe compensarhucha

 

Debes aprovechar el trámite para variar las condiciones de la hipoteca. Por ejemplo, se puede cambiar el tipo de interés y el plazo de amortización según te convenga. Sin embargo, hay que tener en cuenta de que para otras modificaciones, como la ampliación de titulares o capital, es preferible realizar una novación en el banco actual.

Si te planteas un cambio de hipoteca ten en cuenta también a la hora de hacer tus cálculos, que si pagaste los seguros de cinco años con prima financiada, tu banco no te va a devolver la prima no consumida de lo que reste de vida de los seguros.

A priori con las condiciones actuales de mercado, ya hay muchos préstamos a los que se les puede conseguir una mejora de condiciones hipotecarias. ¿Tú crees que te interesa cambiar la hipoteca de banco?

Lo mejor es echar cuentas antes de lanzarte porque puede que las condiciones sean mejores en otro banco, pero si el ahorro mensual no compensa, por los trámites y gastos que se generan, no merece la pena realizar el cambio.

Cómo realizar el cambio de hipoteca

Si finalmente te decides, tu banco inicial, tiene una serie de plazos en los que debe dar una contestación. Primero tiene que remitir al banco al que te quieres ir, un certificado de deuda en los 7 días naturales siguientes a recibir la oferta vinculante acreedora del nuevo banco. Si no lo hace, hay vía libre para formalizar la operación de cambio de hipoteca.

Pero si contesta, tiene otros 15 días naturales para ejercer su derecho a enervar la subrogación a través del notario igualando o mejorando la oferta que comunicó el banco al que te quieres marchar.

firma-hipoteca

En internet hay algunos simuladores de cambio de hipoteca, los puedes encontrar en las webs de inmobiliarias e incluso en las de los bancos. Nosotros te recomendamos este simulador.